Argentina tiene este año participación en todos los deportes de conjunto, excepto en beisbol, en la Universiada de Verano Taipéi 2017. Eso ya significa un crecimiento importante, en el marco de una delegación de 258 personas, algo histórico para Argentina.

Lo ocurrido hoy en el debut del básquet, es realmente un sueño hecho realidad. Jugar en el estadio central, con cancha llena, y redondear un excelente partido ante el siempre candidato indiscutido al oro, Estados Unidos, es elogiable por donde se mire.

El partido sólo tuvo dos momentos en los que los estadounidenses marcaron diferencias claras, pero en el resto del encuentro el desarrollo fue parejo. Incluso al último cuarto Argentina lo ganó por 9 puntos, y llegó a ponerse muy cerca, aunque USA lo pudo cerrar sin sufrimiento, con un resultado final de 89-76.

En el conjunto nacional se destacó Carlos Buemo, jugador de Echagüe en la Liga Nacional, quien aportó 12 puntos y 3 asistencias. De todas maneras, el rendimiento en general fue muy bueno, y Erick Thomas fue el goleador del equipo, con 17 tantos. Matías Solanas, con 11 puntos, e Ignacio Gerhard, con 10, fueron otras cartas clave en el ataque del equipo, que en defensa hizo todo lo posible por contener el enorme potencial de los estadounidenses.

La mala noticia fue la lesión de Gerhard, quien sufrió un esguince de tobillo en una de las últimas jugadas del partido, y difícilmente pueda volver a sumar minutos en este torneo. Había jugado más de 23 minutos ayer.