Desde hace muchos años Adriel Mansilla practica tiro, una pasión que se le despertó desde pequeño y que lo llevó a estar entre los mejores del país. En este sentido, este sanrafaelino que vive en Real del Padre acaba de participar de los Juegos Olímpicos Universitarios en la ciudad de Seúl, en Corea del Sur como integrante de la Selección Argentina de Tiro.

Adriel estuvo en Corea participando de los Juegos Olímpicos Universitarios, y pasó unos días por Real del Padre antes de volver a Buenos Aires y retornar con sus entrenamientos. “Fue una experiencia muy buena y vinimos con un resultado positivo. Se trabajó mucho individualmente y en equipo”, explicó, y reconoció que existieron algunas complicaciones con el rifle, ya que él había vendido el suyo con el objetivo de comprarse uno más moderno (de origen suizo) que quedó trabado en la aduana y tuvo que competir con otro que fue prestado por un amigo, y aunque era muy similar al suyo no pudo tener la performance óptima. “Fue una gran experiencia deportiva y de vida”, relata sobre su participación olímpica.

Adriel arrancó su pasión por el tiro allá cuando tenía 8 años en el club de tiro de Alvear, lo que le permitió acceder a muchas competencias nacionales y provinciales. Luego, se mudó a Buenos Aires para ser parte del equipo nacional de tiro y actualmente representa al país en diferentes competencias. En este marco, pasó en torneos evaluativos entre decenas de chicos de 17 a 28 años que están cursando en la universidad, y los 8 mejores fueron seleccionados para viajar a Corea.

Actualmente, además de tener el rifle trabado en Aduana, uno de los inconvenientes es la falta de balas, ya que no hay empresas nacionales que las fabrican y hay que comprar “afuera” con todos los problemas que eso genera, es por eso que se hace complicado practicar como corresponde y se “escatiman” balas para dejarlas para las competencias.

Fuente: Diario San Rafael